Typography

Hay dos formas para que tu empresa gane más dinero. Primero, podrías aumentar tus ventas e ingresos. En segundo lugar, podrías reducir tus gastos.

El aumento de las ventas requiere una gran cantidad de planificación, estrategia y que muchas piezas en movimiento se pongan en línea, pero la reducción de los gastos de tu empresa es algo que puedes hacer muy fácilmente; todo lo que necesitas es un poco de tiempo. Aquí hay siete maneras de hacerlo:

1. Traslada tu oficina a un área más accesible

Gracias al poder de Internet, no todas las empresas necesitan depender de ubicaciones con acceso a autopistas o tráfico de alto tránsito para tener éxito. Considera cambiar tu ubicación comercial para reducir el alquiler mensual.

Muchas veces, especialmente en ciudades más grandes, cuanto más lejos estás de la acción, menor es el costo de la renta. Si bien esto no se aplicará a todas las empresas, es algo a tener en cuenta si no tienes clientes sin cita previa y atiende a una base de consumidores que no es local.

2. Convierte tus teléfonos a un sistema basado en la nube

Este es un consejo orientado más a los trabajadores independientes freelancers y a los solopreneurs, en lugar de empresas más grandes, pero es algo que los equipos pequeños también pueden considerar. Puedes eliminar el costo de los teléfonos de escritorio y los altos planes mensuales al cambiar a un sistema basado en la nube que enruta las llamadas a través de un smartphone.

La mayoría de los consumidores prefieren comunicarse a través de correo electrónico, redes sociales, chat en vivo y formularios web, en lugar de usar un teléfono. Echa un vistazo al uso actual que le dan en tu negocio al teléfono y, si es mínimo, considera pasar a una opción basada en la nube.

3. Revisa tus suscripciones mensuales

La mayoría de las empresas están suscritas a muchas aplicaciones de software SaaS, pero nunca las utilizan. A veces te inscribes a una prueba gratuita y luego te olvidas de desactivar el cobro, lo que es una pequeña renta que no consideras mes con mes. Si se trata de un artículo pequeño, la cantidad puede pasar desapercibida durante un período prolongado de tiempo antes de que te des cuenta de que has estado desperdiciando dinero.

Es una buena idea auditar los estados bancarios de tu empresa a menudo, al menos trimestralmente, para ver si puedes detectar cualquier gasto innecesario. La cancelación de productos o servicios de suscripción no utilizados puede terminar ahorrando varios miles de dólares al año.

4. Convierte espacio de oficina no utilizado en un coworking

¿Tienes algún espacio de oficina sin usar que solo está acumulando polvo? Considera subarrendarlo o convertirlo en un espacio de coworking. Esto no solo puede ayudar a absorber parte de los gastos de arrendamiento, sino que tener más empresas en el mismo espacio puede ayudar a generar creatividad y puede ayudar a desarrollar nuevas asociaciones y oportunidades comerciales.

Deberás verificar tu contrato de arrendamiento actual para ver si se permite el subarriendo, y lo más probable es que tenga que presentar una propuesta de trabajo conjunto del propietario actual para ver si es posible.

5. Aprovecha las tarjetas de crédito 

Usted podría estar pensando, "¿Tarjetas de crédito? ¿Estás loco? Quiero ahorrar dinero, no acumular más deuda ". Pero hay una gran diferencia entre el uso inteligente de la tarjeta de crédito y el uso irresponsable y peligroso.
El canalizar todos tus gastos comerciales a través de una o dos tarjetas, y luego pagar el saldo total cada mes, es una manera fácil de acumular suficientes puntos para ahorrarte una enorme cantidad de dinero en pasajes aéreos y hoteles para tus necesidades de viaje de negocios.  Incluso si no viajas, hay muchas oportunidades de devolución de efectivo que pueden conducir a un menor gasto general.

6. Busca ofertas múltiples

Siempre es una buena idea buscar ofertas adicionales cuando trabajas con un proveedor o fabricante. Sí, lleva más tiempo, pero al final los ahorros pueden tener un gran impacto en tu resultado final.

Te daré un ejemplo de la vida real. Una startup con la que estoy involucrado en el sector de la salud y la belleza encontró un fabricante con el que iban a hacer una gran orden de producción. Solo se contactaron con dos compañías y luego seleccionaron al proveedor “menos peor”.

Me llevó un día de hacer llamadas y enviar cientos de correos electrónicos, pero al final pude encontrar a un fabricante que cobraba 45 centavos menos por unidad. Eso, en 10,000 unidades por pedido, se traduce en un ahorro de $4,500. No seas perezoso. El trabajo extra que realices puede reducir drásticamente tus gastos.

7. Revisa, mide y optimiza constantemente su gasto publicitario

Si tiene una mentalidad configurada a “la antigua” en lo que respecta a la inversión en redes sociales, el pago por clic (PPC) y la compra de medios, terminará con una gran cantidad de gasto publicitario desperdiciado. A través de mi compañía, consulto con muchas marcas, y nueve de cada 10 veces encuentro gasto publicitario desperdiciado simplemente porque nadie estaba pasando suficiente tiempo en la revisión, medición y optimización de las campañas.

Fuente: www.entrepreneur.com /  Por: Jonathan Long

Te puede interesar...

Boletín ¡Gratis!

Suscríbase para recibir novedades, regalos y artículos

Su email jamás será compartido con nadie. Odiamos el spam.