Management
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Resolver un problema empresarial generalmente resulta complicado, puesto que pocas veces se sabe por dónde empezar. Pero en realidad existe una herramienta que es muy útil para localizar las situaciones más apremiantes dentro de un conflicto, se le conoce como Diagrama de Pareto.

En líneas generales, un diagrama de Pareto es una herramienta de tipo gráfica en donde se ordenan los datos recolectados en un orden que va de mayor a menor. Esto permite vislumbrar aquellos aspectos que necesitan ser atendidos y solucionados lo antes posible apoyándose por supuesto, en el principio de Pareto.

El principio de Pareto expone que un 80% de todas las consecuencias presentes, son producto o se generan de un 20% de causas. En otras palabras, un diagrama de Pareto sirve para visualizar todos aquellos aspectos que necesitan ser mejorados y que son comunes dentro del negocio.

Lo mismo aplica para procesos y desempeño de los equipos, en fin, para todo aquello que se pueda optimizar.

Este principio puede llegar a aplicarse a múltiples aspectos, independientemente si estos son positivos o negativos. Por ejemplo, el 80% de las quejas provienen en un 20% de los errores más comunes.

Esto simplifica más el descubrir los detalles, y los cuales una vez localizados, van a ser atendidos para poder obtener mejores resultados.

Lo que se busca con este diagrama es evitar concentrarse en aspectos o detalles poco relevantes que finalmente no favorecen en la carrera de alcanzar o cumplir los objetivos planteados.

Elaborar un diagrama de Pareto

Para poder realizar esto, se deben tomar en cuenta lo siguiente:

Identificar los problemas a analizar

Es fundamental tener claro cuál es la problemática que se presenta en determinada área. Para poder tener esta claridad, se debe mantener una comunicación con todos los colaboradores que se encuentran dentro de las áreas.

La comunicación es lo que va a permitir que los demás miembros señalen con precisión qué es lo que está funcionando fuera del protocolo.

Recolectar los datos que ayudarán en la evaluación del problema

Cuando ya se está claro en cuál es la situación problemática, lo que sigue es indagar y buscar en la base de datos de las áreas implicadas, toda la información necesaria y que se encuentre directamente relacionada con la situación.

Es importante considerar todo lo que está ocurriendo alrededor del problema y además se debe establecer un periodo de tiempo significativo y que no se analicen procesos inestables. Lo ideal es aplicar este diagrama a procesos ya establecidos que tengan datos claros, y problemas cuya identificación sea durante un lapso de tiempo medio, es decir, no muy corto pero tampoco muy largo.

Exponer los datos en tablas

Cuando ya se han conseguido los datos necesarios, es momento de llevar esa información a una tabla que permita organizar lo que se ha recabado.

En este punto, se debe contar la frecuencia con que se repite una situación, pues esto es indispensable para que el diagrama pueda ofrecer una gráfica muy clara.

Jerarquizar los datos de mayor a menor

La intención es representar qué se hace más frecuente y que no. Es por ello que se hace importante poder calcular los porcentajes y acumulados que tengan los datos.

Estos datos han de ser ordenados de mayor a menor, y además se debe incluir una columna para estos porcentajes y acumulados que se han mencionado.

Elaborar un gráfico de barras

Para esto, se puede apoyar en cualquier programa de hojas de cálculo. Al elaborar la gráfica, las barras deben mostrar en orden descendente los datos ingresados, y por ende, los esfuerzos deben enfocarse en resolver lo que se muestre en primer lugar.

La consecuencia es que lo que se encuentra en el otro extremo va a desaparecer debido a las mejoras que se aplican.

Analizar las causas y situaciones del inicio

Se debe realizar un análisis exhaustivo a las causas que ocasionan los problemas. Es indispensable que se revisen todas las causas y situaciones que aparecen al inicio de la gráfica, además se debe visualizar aquello que puede sumar y lo que se puede modificar.

Monitorizar el progreso de la solución planteada

Se debe seguir muy de cerca cómo se encuentra el plan que se diseñó para resolver la situación problemática planteada al inicio.

Fuente: asnews.mx

Te puede interesar...

Boletín ¡Gratis!

Suscríbase para recibir novedades, regalos y artículos

Por favor, habilite el javascript para enviar este formulario

Su email jamás será compartido con nadie. Odiamos el spam.